La acción tuvo lugar a la entrada de la Embajada de Ucrania en Varsovia, en repudio a la decisión de Kiev de denunciar a su país vecino ante la Organización Mundial del Comercio por prohibir las importaciones de productos agrícolas ucranianos.
Krzysztof Bosak
© Twitter @krzysztofbosakKrzysztof Bosak, diputado del Sejm polaco (Cámara Baja)
Un diputado de Polonia se presentó ante la Embajada de Ucrania en Varsovia con una factura de 101.000 millones de zlotys (23.000 millones de dólares) por la ayuda prestada al régimen de Kiev. Esta acción se realizó en repudio a la decisión ucraniana de denunciar a su país vecino ante la Organización Mundial del Comercio (OMC) por prohibir las importaciones de productos agrícolas ucranianos.

"Estamos en la Embajada de Ucrania para pronunciarnos sobre las crecientes tensiones y las acciones de represalia anunciadas por el Gobierno ucraniano contra Polonia por mantener los aranceles sobre los productos agrícolas de Ucrania, que han comenzado a destruir el mercado agrícola polaco", manifestó Krzysztof Bosak, diputado del Sejm polaco (Cámara Baja).

"Todo lo que Polonia está haciendo, si miramos el resumen de costes en cifras absolutas en relación con el PIB, es una de las políticas más generosas, si no la más generosa, hacia el Estado ucraniano en el mundo", explicó el político.

En ese sentido tachó a las autoridades de Kiev de "completamente desagradecidas". "Creen que pueden tratar a Polonia de manera presuntuosa y exigente, sin tener en cuenta los intereses muy modestos y tímidos del Estado polaco", afirmó.
  • El 15 de septiembre, Polonia prohibió las importaciones de productos agrícolas procedentes de Ucrania, independientemente de la decisión de la Comisión Europea (CE) de no prorrogar el embargo sobre el suministro de cereales ucranianos.
  • En respuesta, Kiev presentó este lunes demandas ante la OMC contra Polonia, así como Eslovaquia y Hungría, que también introdujeron la prohibición unilateral.
  • Además, el viceministro de Economía y Comercio ucraniano, Tarás Kachka, declaró que Ucrania impondrá un embargo a la importación de varios productos agrícolas de origen polaco "en los próximos días".