Las autoridades señalan que los menores también son utilizados para transportar armas desde territorio estadounidense hasta el país vecino.
US border mexico
© Ariana Drehsler / AFP
Patrulla fronteriza frente a la valla que divide EE.UU. y México, en Nogales, Arizona (EE.UU.), el 9 de febrero de 2019.
La detención a comienzos de este mes de un joven de 18 años que transportaba metanfetaminas en su auto en Arizona (EE.UU.), cerca de la frontera con México, fue un eslabón más en la cadena detectada por las autoridades estadounidenses de reclutamiento de adolescentes y niños de hasta 12 años por los cárteles para contrabandear droga.

"Es un problema, sabemos que está ahí", expresó el agente de la Patrulla Fronteriza de Tucson Alan Regalado, quien agregó que trabajan a partir de "la educación y la prevención" para evitar que esta modalidad delictiva siga en aumento.

Según medios locales, en lo que va del actual año fiscal, que comenzó en octubre pasado, ya se han producido 17 arrestos de niños, mientras que en el de 2019 hubo 57 y en el de 2018, 36. Además, desde el inicio del año, la Fiscalía del condado de Santa Cruz procesó a tres menores.

El oficial también reveló que "hay niños reclutados en Phoenix" que son utilizados para llevar "armas de EE.UU. a México". "No son solo los narcóticos que vienen de México a EE.UU.", afirmó.

Sobre la metodología utilizada por los adolescentes para traficar, Regalado reveló que lo hacen "en vehículos" y "en su cuerpo", lo cual es "muy peligroso".

Por su parte, el fiscal de Santa Cruz, George Silva, manifestó que uno de los principales motivos por los que los menores acceden a transportar drogas es el "dinero fácil" y advirtió que la condena mínima para este tipo de delitos es de tres años y medio de cárcel. También comentó que cuando los cárteles se dieron cuenta de que los adolescentes eran más frecuentemente detenidos, empezaron a recurrir a niños y a embarazadas.

Política de prevención

Las vías de los narcos para seducir a los jóvenes son variadas y van desde las redes sociales, los videojuegos y el boca a boca. Para contrarrestarlo, Regalado dijo que la Policía se dedica a brindar información en escuelas, ya que son uno de los lugares donde actúan los reclutadores.

Además, fue implementado el programa TEAM Kids (Juntos Educando y Orientando a los Niños), a través del que se busca concienciar a los estudiantes sobre el problema y se organizan simposios de padres destinados a los adultos de la comunidad.