El índice Dow Jones registró una caída de 2,66 % y se situó en los 28.222 puntos.
Dow Jones
© Andrew Kelly / Reuters
El Índice Dow Jones en la Bolsa de Nueva York, EE.UU., 21 de febrero de 2020.
Este lunes 24 de febrero, los índices principales de Wall Street se desplomaron en medio de la incertidumbre por la epidemia del coronavirus a nivel mundial.

El índice Dow Jones registró una caída de cerca de 1.000 puntos, un 2,66 %, y se situó en las 28.222 unidades a las 10:00 horas (local), al inicio de las transacciones en la Bolsa de Valores de Nueva York (EE.UU.).

Por su parte, el índice bursátil Standard & Poor's, conocido como S&P 500, redujo su valor en 2,56 %, hasta las 3.252 unidades.

El índice Nasdaq Composite, que incluye valores de más de 5.000 empresas, registró una caída de 2,75 % y se situó en las 9.311 unidades.

Los mercados en Europa y en Asia también sufrieron caídas importantes, tras detectarse nuevos casos de coronavirus en Italia, Irán y Corea del Sur.

En Reino Unido, el índice bursátil de referencia de la Bolsa de Valores de Londres, el FTSE 100, registraba una caída de 3,51 % y se situó en las 7.144 unidades.

Por otro lado, en el mercado de Japón, el índice de referencia Nikkei 225 redujo su valorun 0,39 % hasta las 23.386 unidades.

Coronavirus

El desplome en varios índices de valores se debió a nuevos temores sobre la epidemia del coronavirus. En Italia, seis personas han fallecido y se registran 219 casos confirmados, convirtiéndose en el tercer país del mundo por número de infecciones.

En Corea del Sur, se han registrado 231 casos nuevos, sumando 833 personas infectadas, según informó la agencia Yonhap News. En el país asiático, suman ocho personas fallecidas.

En Irán, 12 personas han fallecido y 47 están infectadas con el covid-19, según informó el viceministro de Salud, Iraj Harirchi.

Hasta el momento, según los datos oficiales, el número total de víctimas mortales del brote del coronavirus alrededor del mundo ha ascendido a 2.625.

Desde la Organización Mundial de la Salud (OMS) han descartado que de momento el coronavirus se haya convertido en una pandemia. No obstante, anunciaron esfuerzos urgentes para contener la propagación del virus.

"Por el momento no estamos presenciando la propagación incontenible de este virus", declaró Tedros Adhanom Ghebreyesus, director general de la Organización Mundial de la Salud.