El miércoles, el mandatario rusó realizó visitas oficiales a Emiratos Árabes Unidos y Arabia Saudita.
Putin Raisi
© RT
El presidente de Rusia, Vladímir Putin, se reunió este jueves con su homólogo iraní, Ebrahim Raisi, en Moscú, y le propuso intercambiar puntos de vista sobre la situación en Palestina.

Por su parte, el presidente iraní señaló que actualmente el mundo sufre a causa de medidas unilaterales y de un sistema global injusto, algo que se evidencia con lo que ocurre en la Franja de Gaza. Raisi denunció que más de 6.000 niños han muerto en ataques israelíes desde la escalada del conflicto. Mientras, lo que está ocurriendo en Palestina y la Franja de Gaza es un "genocidio" y un "crimen contra la humanidad", señaló.

Así, Raisi advirtió que situación en el enclave palestino es un "problema para toda la humanidad". A su vez, el presidente ruso destacó que el volumen de comercio entre Moscú y Teherán creció un 20 % el año pasado, alcanzando casi los 5.000 millones de dólares. Además, el líder ruso aseguró que aprovecharía la invitación de su homólogo para visitar Irán.


Previamente, desde el Kremlin adelantaron que en el encuentro los dos mandatarios abordarán asuntos de cooperación bilateral, centrándose en los "proyectos conjuntos prometedores" en el ámbito comercial y económico, incluidos el transporte y la energía, e intercambiarán puntos de vista sobre los principales temas internacionales y regionales.

El miércoles, Putin visitó la capital de Emiratos Árabes Unidos, Abu Dabi, y la capital de Arabia Saudita, Riad, donde mantuvo negociaciones con sus repectivos líderes.Según el asistente presidencial ruso, Yuri Ushakov, tanto la visita de Putin a los EAU y Arabia Saudita como el viaje de Raisi a Moscú "son un potente disparo" para el desarrollo de las relaciones entre estos países y una señal a la comunidad internacional.