Una marcha antirracista convocada en Salt y que tuvo su continuidad en Girona finalizó con daños y destrozos a mobiliario urbano y propiedades privadas. Incluso algunos llegaron a saquear un supermercado de la ciudad. La movilización empezó con 150 personas en Salt, pero a medida que la marcha avanzaba se añadían más personas, llegando a 500 asistentes.
Salt, Girona

Salt, Girona
En Salt ya se produjeron incidentes, con lanzamiento de objetos que provocaron daños en un turismo, un autobús y una furgoneta de Mossos d' escuadra. Pero los problemas aumentaron en Girona, con un incremento de la violencia cuando la manifestación ya había acabado, los Mossos d' escuadra informan de quema de contenedores, daños en motos aparcadas, lanzamiento de piedras en la Audiencia de Girona con la rotura de 2 cristales e incluso el saqueo a un supermercado próximo donde entraron y robaron algunos productos. No hay constancia de detenciones en estos momentos por parte de la policía, y los Mossos han abierto una investigación para detener a los culpables.


La manifestación se inició en la localidad de Salt (Girona) en contra del racismo en el marco del movimiento Black Lives Matter( "las vidas de los negros importan"). La marcha empezó en la Plaça de la Llibertat y el Ayuntamiento de la ciudad y se paró en la comisaría conjunta de los Mossos d'Escuadra y la Policía Local de Salt. Los manifestantes al grito de " basta de abusos policiales" o " no puedo respirar", la última frase de George Floyd a la policía de Minneapolis el pasado 25 de mayo y que ha desencadenado una ola de protestas en Estados Unidos y que ayer tuvieron su apoyo en Salt

Y en Barcelona se concentraron 300 personas ante el consulado de los Estados Unidos para protestar" por la violencia racial de la policía norteamericana". Los concentrados han coreado lemas como "Barcelona anti racista" y " la policía tortura y asesina".