La devastación en el sur de África provocada por el ciclón tropical Freddy está generando "grandes riesgos para la salud", incluida la propagación del cólera, dijo recientemente la Organización Mundial de la Salud, OMS
Malawi (pictured above) and Mozambique were devastated by the Cyclone Freddy, which lasted at least 36 days and made landfall twice in Mozambique.
© Thoko Chikondi/APMalawi (en la foto de arriba) y Mozambique fueron devastados por el ciclón Freddy, que duró al menos 36 días y tocó tierra dos veces en Mozambique.
El ciclón tropical Freddy ha batido el récord mundial del ciclón tropical de mayor duración ,35-36 días, a falta de ser oficialmente analizado. Se formó frente a Indonesia a principios de febrero, luego hizo una ruta rara a través de todo el sur del Océano Índico. Después de pasar primero por Madagascar y luego por Mozambique a fines de febrero, recuperó fuerza nuevamente sobre el Canal de Mozambique.

Tocó tierra por última vez en Mozambique el 11 de marzo y se debilitó entre el 12 y 13 de marzo.

Muerte y destrucción de Freddy

En un comunicado, la agencia para la salud de las Naciones Unidas, OMS, dijo que las lluvias torrenciales y las inundaciones habían destruido más de 300 instalaciones de salud en Madagascar, Malawi y Mozambique.

El ciclón Freddy se disipó sobre el 12 - 13 de marzo después de dejar un rastro de destrucción en el sur de África y causar cientos de muertes.

El daño a la infraestructura ha aumentado el riesgo de propagación de enfermedades como el cólera, la malaria y el COVID-19, dijo la OMS.

Los casos de cólera se han duplicado en Mozambique durante la última semana, según la OMS, alcanzando los 2.374 al 20 de marzo en comparación con los 1.023 registrados la semana anterior.

El vecino Malawi, que está luchando contra el peor brote de cólera de su historia, continúa viendo una caída en los casos, dijo la OMS.

El ciclón ha causado hasta la fecha 582 muertos, 919 heridos y 349 desaparecidos en 6 países con miles de personas desplazadas, según cifrás provisionales.

Malawi fue el más afectado cuando Freddy provocó inundaciones y deslizamientos de tierra que arrasaron casas, carreteras y puentes, causando también daños masivos a la infraestructura de agua del país.


Malawi y el cólera

Malawi enfrenta un mayor riesgo de un aumento en los casos de cólera luego de la devastación causada por el ciclón Freddy que destruyó los sistemas de agua y los baños, advirtió el lunes el Ministerio de Salud.

El país ya estaba luchando contra su brote de cólera más mortífero registrado cuando el ciclón tropical llegó a la zona, causando deslizamientos de tierra e inundaciones, matando a 476 y desplazando a casi medio millón.

El brote de cólera, que comenzó el año pasado, infectó a más de 30.600 personas y cobró más de 1.700 muertes.


"Con las inundaciones, los inodoros de la gente fueron arrastrados y la mayoría de la gente no tiene acceso a agua potable segura", dijo el director de servicios de salud, Storn Kabuluzi, quien dijo que el país enfrentaba un "peligro inmediato" de aumento de casos de cólera.

"Ante la crisis y el caos, los niños son los más vulnerables", advirtió el director regional de Unicef para África oriental y meridional, Mohamed Malick Fall.

En el vecino Mozambique, la interrupción de los servicios de agua, higiene y saneamiento "está impulsando una rápida aceleración en el número de casos de cólera", dijo Unicef.

Pero el daño de la tormenta corre el riesgo de ralentizar el progreso en la lucha contra la enfermedad, agregó la agencia de la ONU.

"El impacto del ciclón Freddy es inmenso y profundo", dijo el director de la OMS para África, Matshidiso Moeti, citado en un comunicado.

"Nuestra prioridad es garantizar que las comunidades y familias afectadas reciban asistencia médica para sus necesidades inmediatas, así como limitar los riesgos de propagación de enfermedades transmitidas por el agua y otras infecciones", agregó.