Imagen

Así quedó el barrio Diana Turbay tras la avalancha de lodo.
Por ese deslizamiento, los organismos de socorro ordenaron evacuar a cuatro familias

La emergencia, que se presentó alrededor de las 10 de la noche del martes a causa de las fuertes lluvias "dejó 26 viviendas afectadas y las personas fueron ubicadas en las casas cercanas de familiares y amigos", explicó Diego Castro, coordinador del puesto de mando del Fondo de Prevención y Atención de Emergencias (FOPAE).

"Parecía la avalancha de Armero". Esas fueron las palabras de Agustín Vidal quien, en compañía de ocho personas más, vio cómo el lodo,la arena y las piedras caían desde la montaña hasta las viviendas del barrio Diana Turbay, en la localidad de Rafael Uribe Uribe, en el sur de Bogotá.

Cuatro de estas casas "deberán ser evacuadas permanentemente para prevenir una nueva emergencia", explicó Castro.

El lodo que rodó desde la montaña cubrió la calle 48 Z sur. A lado y lado, quedaron bloqueadas las puertas de las viviendas.

Y aunque durante todo el día de ayer (miércoles), los organismos de emergencia estuvieron removiendo el lodo, la arena y las piedras que habían quedado sobre las vías, el temor de los vecinos por ellos y sus familiares se mantiene.

"Desde que vimos caer los árboles lentamente desde la montaña, no hemos podido dormir. El lodo rompió la puerta y entró a las casas. Ahora sólo queremos que nos reubiquen a todos", dijo Vidal.

Hasta hoy en la tarde, se habían removido más de 500 metros cúbicos de lodo, y estaba pendiente la evacuación de cuatro casas que, según FOPAE, deberán ser desocupadas permanentemente.

"Sólo nos queda pendiente el lavado de las cuadras pavimentadas, limpiar el sistema de aguas del sector y la evacuación de estas viviendas en alto riesgo", remató el funcionario.