Luego de las grandes inundaciones experimentadas en muchos países balcánicos en mayo 2014, un desastre natural tan grande que el país no había visto en el último siglo, Serbia fue azotada con nuevas inundaciones durante los últimos días de julio 2014.
Imagen

Un hombre usa un bote para navegar en las calles de Vršac, Serbia, durante nuevas inundaciones en julio 2014. Fotos, que circulan ampliamente en línea provenientes de usuarios de las redes sociales, reunidas por Nenad Kiss.
Hasta ahora las autoridades han evaluado los daños solo en Serbia en mas de 1 billón de euros (1.4 billones de dólares de EE. UU.) y muchas viviendas y vidas han sido perdidas. El 30 de julio 2014, cerca de las 10 p.m., comenzaron fuertes lluvias sobre la mayor parte del país y no terminaron hasta 12 horas después. La planta eléctrica de Kostolac que provee de electricidad a gran parte de Serbia incluyendo la capital del país, fue apenas rescatada en las inundaciones de mayo último con la ayuda de los ciudadanos y las fuerzas especiales. Una vez mas estuvo en peligro en esta última inundación.

En esta ocasión los daños no han sido aún registrados oficialmente pero a algunos pueblos que les fue bastante bien en las inundaciones de mayo último actualmente no han sido tan afortunados. Solo la ciudad de Vršac ha recibido unos 200 litros de agua por metro cuadrado en sus calles y viviendas solo estos últimos días. Los usuarios de medios sociales han reunido y compartido imágenes de la inundación y daños en Vršac:
Imagen

Inundación en Vršac, Serbia, durante una nueva ola de inundaciones en Julio 2014. Fotos, que circulan ampliamente en línea provenientes de usuarios de las redes sociales, reunidas por Nenad Kiss.
Imagen

Otra vista de Vršac, desde un edificio de departamentos, durante la inundación de julio 2014. Fotos de usuarios de las redes sociales que circulan ampliamente en línea,reunidas por Nenad Kiss.
Imagen

Un ejemplo de la amplitud de los daños en las viviendas causados por las inundaciones en Serbia, esta es una en Vršac durante las nuevas inundaciones de julio 2014. Fotos de usuarios de las redes sociales que circulan ampliamente en línea, reunidas por Nenad Kiss.
La ciudad de Topola en Serbia central, también experimentó una importante inundación y daños, la municipalidad declaró un nuevo estado de emergencia el 31 de julio 2014. Otras ciudades y pueblos como Trstenik, Požarevac, Kraljevo y Vrnjačka Banja fueron igualmente muy afectados por las inundaciones e incendios causados por los truenos y relámpagos que acompañaron las lluvias torrenciales.