Imagen
© Reuters
La Brigada Especial de Incendios lucha contras las llamas que se extienden por varias regiones en el oeste de Australia. Por el momento, no han podido determinar el origen del fuego.
Imagen
© Reuters
Un helicóptero sobrevuela la zona residencial de Roleystone, cerca de Perth. Las autoridades declararon que los incendios forestales del 6 de febrero destruyeron más de 40 propiedades.

Imagen
© Reuters
Una vista aérea muestra una casa atrapada por las llamas. Cerca de un centenar de personas han tenido que refugiarse en centros de evacuación. Más de 1.000 hectáreas han quedado calcinadas en la región de Perth, la más afectada.
Imagen
© Reuters
El peligro ha aumentado de forma drástica. Las autoridades han activado el nivel máximo de alerta y se ha puesto en marcha un plan urgente de evacuación en varias ciudades del suroeste australiano.
Imagen
© AFP
Los incendios comenzaron el sábado por la noche y durante el domingo se han extendido con gran rapidez. Las previsiones meteorológicas pronostican temperaturas que superarán los 30ºC y fuertes rachas de viento para los próximos días.
Imagen
© AFP
Estos incendios se producen tras el paso del ciclón Yasi por el noreste del país y las graves inundaciones que asolaron gran parte de Australia durante el mes de enero.
Imagen
© Getty Images
Un residente camina por la calle principal de la ciudad de Queensland un día después del paso del ciclón Yasi. El ciclón, categoría 5, es considerado como el mayor fuerza que ha pasado por la región.
Imagen
© AP
La fuerza de la lluvia y vientos huracanados con ráfagas de 186 mph (300 kph) derribó miles de árboles, arrancó los techos de numerosas viviendas y dejó a más de 90.000 casas sin servicio de electricidad
Imagen
© AP
Ciudades como Cardwell y Tully, al sur de la localidad turística de Cairns, fueron completamente destruidas tras el paso de Yasi. "Es como si hubieran bombardeado toda la zona", describió Noelene Byrne, una coordinadora de la Cruz Roja en Queensland.
Imagen
© Reuters
El ciclón causó inundiaciones que bloquearon la carretera principal entre las ciudades de Innisfail y Tully, en el norte del país. El agua ha causado estragos en toda la costa este de Australia en 2011.
Imagen
© Getty Images
Vista aérea de una casa de campo inundada por las aguas el pasado 19 de enero en la región de Victoria. Australia sufrió el pasado mes de enero las peores inundaciones en más de 200 años.
Imagen
© Getty Images
Las copiosas lluvias caídas en la región centro-oriental de Australia causaron la muerte de al menos 33 personas, además de millones de afectados desde finales de noviembre, cuando empezaron las primeras riadas.