Estas esculturas naturales surgen debido a un embalse cercano, en cuyas aguas quedan parcialmente sumergidos los árboles de la zona.
siberia
© Alexander Kryazhev / Sputnik
Foto ilustrativa
Un conjunto de esculturas de hielo con forma de seta han aparecido en árboles unos 200 kilómetros de Blagovéshchensk, capital de la región de Amur -en el Lejano Oriente de Rusia-, llamando la atención tanto de lugareños y turistas, informó este miércoles The Siberian Times.

Según explica el medio, el fenómeno tiene una fácil explicación, ya que las 'setas' aparecen en troncos de árboles que han quedado parcialmente sumergidos por el agua de un depósito cercano que descarga la planta hidroeléctrica de Bureya.

Cuando el viento arrastra parte de ese agua, queda como resultado un poco de hielo acumulado alrededor de los troncos de los árboles.

De este modo, con la ayuda del ser humano, es como han surgido la llamativas esculturas de hielo en forma de hongo gigante.