La Patrulla de Tortugas Marinas Hilton Head Island (Sea Turtle Patrol Hilton Head Island en inglés), que monitorean las crías en la Isla Hilton en Carolina del Sur, Estados Unidos, recientemente se topó con algo insólito. Ya que, cuando los conservacionistas estaban revisando un nido de tortuga boba, para su sorpresa, encontraron una pequeña cría con dos cabezas.
The two-headed turtle stunned researchers.
© Sea Turtle Patrol Hilton Head Island
La tortuga de dos cabezas sorprendió a los investigadores.
"Ayer encontré esta cría gemela de dos cabezas", escribió el descubridor Jayme Davidson Lopko, quien ayuda a inventariar nidos de tortugas marinas, en una publicación de Facebook. "Esta es la segunda vez que recuerdo en 15 años que encontré algo similar. Estaba vivo y bien; sin embargo, no podía gatear porque su caparazón tenía una forma anormal".


"Esta mutación es más común en reptiles que en otros animales, pero es muy rara", explica La Patrulla de Tortugas Marinas en una publicación de Facebook.

A este animal lo bautizaron como Squirt y Crush, al igual que las famosas tortugas de la película animada de Disney "Buscando a Nemo".

La Patrulla de Tortugas Marinas tiene la misión de protegerlas, pero tiene como objetivo mantener todo lo más natural posible para los animales. Por lo tanto, no resguardaron la cría bicefálica para criar en cautiverio y la lanzaron al mar.

No está claro qué tan bien se las arreglará la tortuga de dos cabezas en el océano. Ya que, la tasa de supervivencia de las crías sanas es baja.

"No sacamos crías de la playa para criar o rehabilitar. Este pequeño individuo está solo como sus hermanos y hermanas que vinieron del nido y como lo han estado haciendo durante millones de años", explicó Jayme Davidson Lopko.

Según la Ley de Especies en Peligro de Extinción de Estados Unidos (ESA, por sus siglas en inglés), todas las poblaciones de esta especie se encuentran actualmente en peligro de extinción.