Además, el pasivo del conjunto de las Administraciones Pública volvió a crecer en agosto y alcanzó los 1,2 billones de euros.
La partidocracia sigue hundiendo a España,La Deuda Pública supera 1,2 billones (máximos históricos) y la deuda de la Seguridad Social supera los 50.000 millones por primera vez
© REUTERS
La ministra de Economía, Nadia Calviño.
El Gobierno sigue sin controlar la deuda pública, y buena muestra de ello es que durante los últimos 12 meses el pasivo no sólo no se ha reducido sino que se ha disparado en casi 35.000 millones de euros. Según los datos que hoy ha publicado el Banco de España referentes al mes de agosto, la deuda pública volvió a creer hasta situarse en 1,2 billones de euros mientras que en el mismo mes del pasado año el dato era de 1,165 billones.

Además, el dato de agosto hace que la deuda vuelve a estar muy cerca del máximo histórico que alcanzó en junio de este mismo año, cuando superó los 1,21 billones. En julio, la cifra se moderó hasta los 1,19 billones para volver a registrar un repunte de 2.196 millones de agosto.

Pero la publicación del organismo que dirige Pablo Hernández de Cos contiene, además, otro aspecto de vital importancia. Histórico, de hecho: la deuda de la Seguridad Social ha superado por primera vez los 50.000 millones de euros. En concreto, el dato alcanzó en agosto los 51.193 millones de euros, muy por encima de los 34.863 millones del mismo mes de 2018.

La partidocracia sigue hundiendo a España: La Deuda Pública supera 1,2 billones (máximos históricos) y la deuda de la Seguridad Social supera los 50.000 millones por primera vez
La cifra contrasta todavía más con los 27.393 millones en los que cerró 2017 o los 17.173 millones de 2016. El motivo de este fuerte repunte se encuentra en los créditos que el Tesoro Público ha ido concediendo a la Seguridad Social para poder pagar las pensiones pero, especialmente, para que los Gobiernos de Mariano Rajoy primero y Pedro Sánchez después hayan podido aplicar en las pensiones incrementos mayores que los marcados por ley. Esto es,para atender a los compromisos electorales de los Ejecutivos ante un grupo con tanto peso como el de los pensionistas.

Necesidad de reducir la deuda

De vuelta a la deuda del conjunto de las Administraciones Públicas, el Banco de España, el Fondo Monetario Internacional (FMI) y numerosos servicios de estudios han alertado en numerosas ocasiones que la elevada cifra que arrastra la economía española es un elemento de preocupación, y que en caso de una nueva recesión esta situación sería un punto débil que podría incrementar los efectos de una eventual recesión.

Sin embargo, el Gobierno de Sánchez no solo no ha reducido la deuda sino que la ha aumentado. Los datos así lo evidencian, aunque desde el Ministerio de Economía se concentran en remarcar que, si se observa en términos porcentuales sobre el Producto Interior Bruto (PIB), sí se ha registrado una reducción.

"La publicación del indicador por parte del Banco de España sólo incluye el montante en millones de euros, no la ratio en sí. En este sentido, para la estimación de la ratio a 31 de agosto de 2019, se puede realizar una interpolación lineal entre el último PIB nominal conocido y el previsto a 31 de diciembre de 2019. Con esta metodología la ratio se habría situado en el 97,38% del PIB. Dada la estacionalidad de la senda, conviene comparar esta cifra con la cifra correspondiente a agosto de 2018, cuando fue del 97,98%", explica el Ministerio en una nota que ha distribuido hoy. Este dato, añade, "es compatible con el objetivo previsto de la ratio Deuda AAPP - PIB para 2019, del 95,9%, que figura en el Plan Presupuestario de 2020".