Los últimos tres fallecidos tenían unos 80 años de edad y eran de Lombardía, la región más afectada por el virus.
italy coronavirus
© Flavio Lo Scalzo / Reuters
Hombre con mascarilla en una estación de trenes de Milán, Italia, 25 de febrero de 2020.
Ya son 11 los muertos por el nuevo coronavirus en Italia, mientras que el número de casos ha alcanzado los 322, informa la prensa local.

Las últimas cuatro víctimas son un hombre de 84 años en la provincia de Bérgamo, otro anciano de 91 años y una mujer de 83 en Lodi y la última fallecida tenía 76 años y fue sido hospitalizada en Treviso por complicaciones respiratorias.

El jefe de la agencia de Protección Civil, Angelo Borrelli, explicó en una rueda de prensa que el virus "golpea sobre todo en términos de mortalidad a los mayores.
"Los ancianos son más frágiles, lo vemos con la gripe. De esto último podemos protegerlos con la vacuna", agregó.
"Fronteras abiertas"

Por su parte, el ministro de Salud, Roberto Speranza, aseguró que los países vecinos con Italia se han comprometido a no cerrar sus fronteras.

"Acordamos mantener las fronteras abiertas, cerrar las fronteras sería una medida desproporcionada e ineficaz en este momento", comentó el ministro.

Las personas que han dado positivo se encuentran en: Lombardía (240), Veneto (44), Emilia Romagna (26), Piemonte (3), Lazio (3), Sicilia (3), Toscana (2), Liguria (1) y Trentino Alto Adige (1).


Las autoridades italianas han desplegado toda una serie de medidas para afrontar el virus. Se han aislado las ciudades más afectadas y han prohibido las concentraciones públicas en gran parte del norte del país.

Además, en varias zonas septentrionales se ordenó el cierre de las escuelas y universidades durante al menos una semana, así como de los museos, cines y teatros.

El 30 de enero, cuando se conoció los primeros casos de coronavirus en este país de dos turistas chinos, Italia suspendió todos los vuelos al gigante asiático durante un periodo de 90 días.