Traducido por el equipo de SOTT.net en español

La respuesta inicial de la UE al brote masivo de coronavirus en Italia fue en gran medida "inadecuada", y la falta de solidaridad europea abrió las puertas a Rusia y China, dijo a RT el ex ministro de Asuntos Exteriores italiano Franco Frattini.
coronavirus
© Reuters / Flavio Lo Scalzo
Foto de archivo
El nuevo epicentro de la temida pandemia, Italia, lleva semanas luchando por detener la propagación del Covid-19. La enfermedad ya ha matado a más de seis mil personas en el país, con más de 60 mil personas infectadas.

La UE trató de culpar a Italia

La UE subestimó claramente el virus, culpando del brote en Italia a los defectos de su sistema nacional de salud, según el dos veces ministro de asuntos exteriores y representante de la OSCE. Como resultado, Bruselas, que predica la solidaridad paneuropea, no actuó cuando esta solidaridad era necesaria ante una crisis que finalmente afectó a todo el bloque.
"Francamente, Bruselas no está haciendo lo suficiente. En el primer momento, Italia estaba prácticamente sola contra el virus. Muchos dijeron que era todo por las costumbres italianas, porque los italianos no respetan las reglas. De repente, se dieron cuenta de que todos los demás países estaban igualmente afectados."

Comentario: Una reacción similar ocurrió después de la crisis financiera; Grecia se convirtió en presa de los buitres del FMI y el Banco Mundial, pero muchos en la UE simplemente culparon a los griegos y a su "falta de ética laboral" por la grave situación económica en la que se encontraban, y luego, un poco más tarde, el resto de Europa fue también atacada bajo el disfraz de "medidas de austeridad".


La situación en otros grandes estados de la UE como Alemania y Francia se deterioró rápidamente, obligándolos a lidiar con miles de infectados en su propio suelo.

"Todos se centraron en la situación en casa antes de pensar siquiera en ayudar a los demás", dijo Andrea Giannotti, director ejecutivo del Instituto Italiano de Estudios Euroasiáticos, a la RT.


Comentario: Es una respuesta natural, a pesar de lo que los eurócratas nos quieran hacer creer, la gente se ocupará de lo suyo primero, aunque no debería ser la única respuesta.


La falta de solidaridad fue recientemente notada desde fuera del bloque - el presidente serbio Aleksandar Vucic condenó la solidaridad europea como un mito, mientras elogiaba a Beijing por su ayuda. Sus comentarios se produjeron después de que Serbia recibiera cinco millones de máscaras de China, que no pudo conseguir en Europa.

La UE está ahora tratando de "hacer más" y de alguna manera "compensar" su mala ejecución inicial de una respuesta coordinada, dijo el ex diputado italiano Dario Rivolta.

De hecho, Bruselas ha intensificado sus esfuerzos, suspendiendo el estricto Pacto de Estabilidad y Crecimiento del bloque que regula la política presupuestaria, entre otros. Frattini calificó particularmente esta decisión, que permite a Roma actuar libremente en términos de gasto presupuestario, como "muy importante". Pero esto llegó sólo después de que Europa "se dio cuenta de que sus [medidas] eran inadecuadas para dar una respuesta unida".

Sin embargo, no es suficiente, Rivolta dijo a RT, añadiendo que "por el momento" no hay grandes cambios. Y mientras que el alivio financiero es necesario, hay otras cosas a considerar, como la asistencia médica.

"En cuanto a los aspectos médicos, lo único que la UE ha hecho hasta ahora ha sido poner barreras entre Italia y otros países."

Enorme apoyo en términos de conocimientos especializados

En un momento dado, se enviaron peticiones de ayuda por todo el mundo, según Giannotti.

"Se encargó a algunas embajadas italianas que negociaran con los gobiernos locales a fin de encontrar cualquier oportunidad de recibir asistencia del extranjero, incluida la ayuda con equipo, de la que Italia carece". Rusia y China estuvieron entre los que respondieron.

En total, Moscú preparó nueve aviones de carga con ayuda de emergencia, entregando equipo y suministros médicos vitales, así como trayendo a Italia especialistas experimentados en enfermedades infecciosas y médicos militares. Ahora serán desplegados a las regiones más afectadas del norte del país.

Frattini dijo que la ayuda era de suma importancia: "Lo que Rusia ha hecho no es comparable con lo que otros países han hecho, incluyendo China porque China también envió algo pero no comparable con el apoyo proporcionado por Rusia".

Los especialistas han proporcionado "un apoyo muy grande en términos de experiencia... en términos de virología".

La asistencia sirve como un gesto de solidaridad en tiempos de las sanciones europeas a Moscú y las contramedidas, dijo Giannotti. El envío de ayuda "a pesar de que [la] situación en Rusia también puede empeorar" significa que es un mensaje claro de que Moscú está listo para hablar y resolver los problemas con Europa cuando haya una mayor necesidad de cooperación.

Hablando con RT, el embajador italiano en Rusia, Pasquale Terracciano, estuvo de acuerdo en que un enfoque conjunto es la mejor manera de poner fin a la pandemia.

Agradeciendo a Moscú por su contribución, dijo: "Será crucial recuperarse de esta trágica situación, esperemos que pronto."