Traducido por el equipo de SOTT.net en español

(Estados Unidos) - Se ha declarado una emergencia por inundaciones repentinas en algunas zonas de Kentucky (EE.UU.) tras las fuertes lluvias caídas desde el 28 de febrero. En varias localidades del estado llovió más de 127 mm en 24 horas hasta principios del 1 de marzo de 2021.
A truck can be seen passing Miller Creek Road
© Ryan C. Hermens | Lexington Herald-Leader
Se puede ver un camión pasando por Miller Creek Road en el condado de Estill mientras las aguas de la inundación lo cubren todo.
Las inundaciones repentinas afectaron a partes de Kentucky y Tennessee el 28 de febrero. Los medios de comunicación locales informaron de varios rescates en aguas altas, en su mayoría de automovilistas que intentaban conducir a través del agua de la inundación.

El Servicio Meteorológico Nacional (NWS por sus siglas en inglés) declaró una "emergencia por inundación repentina" para partes del condado de Todd.

NWS Paducah, KY dijo: "Se ha emitido una emergencia por inundación repentina para el condado de Todd KY. Se trata de una situación extremadamente peligrosa, que pone en peligro la vida de los habitantes de Elkton, KY y las áreas circundantes del condado. No intente viajar en esta área a menos que esté huyendo de un área sujeta a evacuaciones".


El South Fork Little River en Hopkinsville, en el condado de Christian, Kentucky, alcanzó 21,15 pies el 28 de febrero, lo que está por encima de la etapa de inundación mayor (20 pies) y la segunda cresta más alta registrada. La más alta es de 21,35 pies establecida en julio de 2016.


También se reportaron fuertes lluvias en el área de Jackson. El 28 de febrero NWS Jackson KY dijo: "3,45 pulgadas (87,63 mm) hasta la oficina del NWS en Jackson. Ya hemos superado el día más lluvioso de febrero por más de una pulgada y sigue cayendo. Los registros se remontan a 1981". El NWS de Jackson también advirtió que era probable que se produjeran inundaciones fluviales en las cuencas de los ríos Kentucky y Rojo.



También se informó de algunas inundaciones en partes de Tennessee y Virginia Occidental, a finales del 28 de febrero de 2021.