La ribera de la ciudad de Jabárovsk (Rusia) quedó parcialmente destruida por enormes bloques de hielo en movimiento. Este insólito fenómeno natural es provocado por el deshielo de primavera y la fuerza fluvial de los ríos que empuja el agua congelada con enorme impulso.
tsunami wave
© Pixabay / WikiImages
Ilustrativa
El curioso incidente ocurrió en la ribera del río Amur, en el Lejano Oriente ruso. El hielo sobrepasó las barreras de hormigón y se vertió en la zona peatonal donde varias personas caminaban en ese momento. Nadie resultó herido.

La enorme pila de hielo rápidamente se convirtió en un punto de atraccióndonde los residentes de la ciudad se tomaban fotografías hasta que se derritió.

La deriva del hielo sucede cada primavera, cuando las temperaturas suben y la capa helada de los ríos se derrite. La enorme fuerza fluvial empuja los bloques de agua congelada con un enorme impulso que puede provocar la destrucción de las zonas costeras.