Imagen
© Desconocido
La gasolina más barata se acerca a los 1,4 euros el litro mientras que el gasóleo no baja de 1,33.
Los muchos conductores que hoy se lanzarán a la carretera para llegar a sus destinos vacacionales de Semana Santa (que este año serán más por la final de la Copa del Rey de fútbol en Valencia) se encontrarán con otro problema añadido al intenso tráfico y al tiempo inestable: el precio de los combustibles, que encaran una de las épocas con más desplazamientos por carretera del año en precios máximos.

Según el Boletín Petrolero de la Unión Europea actualizado por última vez el pasado día 11 de abril, el precio medio del litro de gasolina en España es de 1,356 euros por litro, mientras que el gasóleo alcanza un valor medio de 1,308 euros. No obstante, el mercado de combustibles sigue al alza y en estos diez días desde la última actualización del Boletín los precios han seguido subiendo.

Una media realizada entre veinte gasolineras de las provincias de Madrid, Barcelona y Murcia arroja que el litro medio de gasolina de 95 octanos se vende a 1,377 euros, con lo que se acerca cada vez más a los 1,4 euros de media. Un precio que sí supera holgadamente la gasolina de 98, que ronda en este caso el euro y medio por litro en la inmensa mayoría de las estaciones de servicio consultadas.

El gasóleo A, por su parte, el más barato que ofertan las gasolineras, tiene un precio medio en las estaciones de servicio peninsulares de 1,312 euros el litro en las gasolineras consultadas.

Con estos precios, llenar un depósito de gasolina de 50 litros vale de media 68,85 euros mientras que un tanque similar de gasóleo valdría 65 euros.

Una honrosa excepción se produce en Canarias, donde por efecto de la menor carga impositiva el litro de gasolina 95 apenas supera el euro.