Traducido por el equipo de SOTT.net

Se ha confirmado la muerte de dos personas como consecuencia de las fuertes lluvias provocadas por el tifón Yun-yeung, que se debilitó hasta convertirse en depresión tropical en la tarde del 8 de septiembre, mientras que 77 edificios quedaron inundados por encima o por debajo del nivel del suelo en las prefecturas de Chiba, Ibaraki y Fukushima, donde se observaron zonas de precipitaciones lineales, según informó la Agencia de Gestión de Incendios y Catástrofes de Japón.
A car is seen resting next to a toppled fence in the wake of Typhoon Yun-yeung following flooding of a river in the Fukushima Prefecture city of Iwaki on Sept. 9, 2023.
© Mainichi/Naohiro KoenumaUn coche descansa junto a una valla derribada tras el paso del tifón Yun-yeung y la crecida de un río en Iwaki, ciudad de la prefectura de Fukushima, el 9 de septiembre de 2023.
Alrededor de las 6:15 de la mañana del 9 de septiembre, un hombre aparentemente de unos 70 u 80 años fue encontrado desplomado en una zanja en la ciudad de Iwaki, en la prefectura de Fukushima, y no mostraba signos vitales. Posteriormente se confirmó su muerte. Según el Departamento de Bomberos de Iwaki y otras fuentes, una mujer de unos 70 años también sufrió heridas leves al ser evacuada de su casa. El Gobierno Municipal de Iwaki informó de que una estructura había quedado totalmente destruida por un corrimiento de tierras, mientras que también se confirmaron muchos casos de inundaciones.




En la ciudad de Otaki, en la prefectura de Chiba, Satoshi Kamiyama, trabajador policial de 49 años de una instalación bajo la jurisdicción de la Oficina Regional de Policía de Kanto de la Agencia Nacional de Policía, fue hallado inconsciente sobre las 14:35 horas del 8 de septiembre, y posteriormente se confirmó su muerte en el hospital. Según la comisaría de Katsuura, el trabajador había salido con un compañero para comprobar los daños causados por el tifón en unas instalaciones policiales cuando, al parecer, cayó desde el tejado, a una altura de unos 5 metros.

Mientras tanto, en la prefectura de Ibaraki, hasta las 8 de la mañana del 9 de septiembre se había confirmado la inundación de 49 viviendas por debajo o por encima del nivel del suelo.

Los servicios ferroviarios también se vieron afectados, y las interrupciones continuaban el 9 de septiembre. Según East Japan Railway Co. (JR East), las operaciones en la línea Joban entre la estación de Katsuta, en la prefectura de Ibaraki, y la estación de Yamashita, en la prefectura de Miyagi, se suspendieron desde las primeras salidas programadas del día, y se esperaba que el tramo permaneciera suspendido al menos hasta la tarde.

En la prefectura de Chiba, se suspendieron las operaciones de la línea Uchibo entre las estaciones de Tateyama y Awa-Kamogawa, la línea Sotobo entre las estaciones de Honda y Awa-Kamogawa y partes de la línea Kururi.

(Original japonés de Riki Iwama, Oficina de Fukushima, Shigeharu Asami, Oficina Local de Kisarazu, y Takeshi Terada, Grupo Digital de Noticias)