Imagen
© AFP
Abril fue un mes sin precedente para el clima extremo en Estados Unidos, y no sólo por los tornados que impuso récords, de acuerdo con científicos en la Oficina Nacional Oceánica y Atmosférica.

En abril hubo una mezcla extraña de aguaceros, sequías e incendios forestales. Seis estados del centro-occidente del país (Illinois, Indiana, Ohio, Kentucky, Pensilvania y Virginia Occidental) registraron récords para el abril más lluvioso desde 1895. Kentucky, por ejemplo, recibió casi 30 centímetros de lluvia (un pie), que fue más de tres veces lo normal para abril, reportó la Oficina Nacional Oceánica y Atmosférica.

Asimismo, ha habido más acres incendiados en Estados Unidos para un abril desde 2000. Casi 95% de Texas sufre una sequía catalogada como severa, exacerbada por el quinto abril más seco registrado para ese estado.

Además, un récord de 305 tornados del 25 al 28 de abril, que mataron al menos a 309 personas y el mayor número de tornados para cualquier abril:875. El número de muertos y las cifras totales de tornados aún están siendo finalizadas.