Las fuertes tormentas que azotaron el sur de Estados Unidos con lluvias y vientos fuertes dejaron al menos 3 personas muertas y amenazan algunas áreas con tornados este Viernes Santo.
An EF-3 tornado hit Franklin, Texas on Saturday.
© KBTX
Un tornado EF-3 azotó Franklin, Texas el sábado.
Una alerta de tornado está vigente para partes de Alabama, Florida y Georgia hasta las 9 de la mañana, hora del este, dijo el Servicio Meteorológico Nacional.

En Mississippi, las lluvias inundaron los vecindarios a medida que los fuertes vientos arrancaron árboles y dejaron ramas dispersas en las principales carreteras. La tormenta dejó al menos a dos personas muertas en un estado que aún se recuperaba de los tornados del fin de semana pasado.

Kenderick Magee, de 24 años, murió cuando su automóvil se estrelló en medio de condiciones climáticas severas en el condado de Amite el jueves, informó la afiliada de la CNN, WLBT. Un segundo conductor no identificado murió el mismo día cuando su automóvil chocó contra un árbol en el condado de Neshoba, según la afiliada. El sheriff dijo a los medios locales que un árbol cayó sobre su auto.

En Alabama, una persona murió después de que un árbol cayera en una casa, dijo a CNN el director de administración de emergencias, Patrice Kurzejeski. La Agencia de Manejo de Emergencias de Alabama informó que más de 61.000 personas se quedaron sin electricidad la noche del jueves.

El camino de las tormentas

El sistema de tormentas se está moviendo a través de los estados costeros del Atlántico de EE.UU., soplando a través de Alabama, a Georgia y Florida. El servicio meteorológico dijo que está monitoreando posibles tormentas severas que podrían estar formándose.
"Las tormentas eléctricas severas que podrían causar daños por sus ráfagas de viento y se espera que algunos tornados lleguen al sur a través de la Costa Atlántica", dijo el servicio meteorológico, "particularmente en las Carolinas y al sur de Virginia" el viernes por la tarde y por la noche.
En partes del sureste de Alabama, incluidas las ciudades de Auburn y Tuskegee, habrá severas tormentas eléctricas y otras partes del estado se encuentran bajo advertencias por posibles inundaciones después de fuertes lluvias causadas por "importantes" crecimientos a lo largo del río Tombigbee.

A medida que el sistema de tormentas se mueve hacia la costa, los estados como Nueva York y Nueva Jersey también se están preparando para posibles condiciones severas. El servicio meteorológico dijo que se espera que Nueva York reciba la mayor cantidad de lluvia el viernes por la noche hasta la tarde del sábado y que podría ver inundaciones costeras moderadas.

Aunque el noreste no está bajo una gran amenaza de clima severo, se emitió una advertencia para más de 40 millones de personas por inundaciones repentinas.

Antes de que llegue el mal tiempo cruce hacia noreste, las aerolíneas Delta y United eliminaron los cargos extra por cambios de vuelos para los viajeros que tienen programado viajar el viernes.