Un padre y su hija fueron arrastrados por un torrente el viernes, cuando el ciclón tropical Tino causó inundaciones en Fiyi, lo que obligó a decenas de personas a refugiarse en centros de evacuación.
AFP/Archivos
© AFP/Archivos
Varias personas comprueban los daños ocasionados por el ciclón Winston en Nokonoko, en Fiji, el 26 de febrero de 2016
Es el segundo ciclón que azota este archipiélago del Pacífico en tres semanas y el servicio meteorológico advirtió de "vientos de fuerza destructivos", con ráfagas de hasta 130 kilómetros por hora (80 mph) e inundaciones causadas por fuertes lluvias.

Justo después de Navidad, el paso del ciclón Sarai causó dos muertos y dañó las viviendas de más de 2.500 personas.

El viernes, el primer ministro Frank Bainimarama dijo a los ciudadanos que "permanecieran a cubierto".

Muchos turistas se dirigieron a la capital, Suva, antes de que se suspendieran los vuelos regionales y los servicios de transporte entre islas.

Hace dos años, el ciclón Gina, que asoló Tongatapu, la isla principal, causó dos muertos y destrozó más de 200 casas.

En 2016, el ciclón Winston mató a 44 personas en las islas Fiyi, destruyó decenas de miles de viviendas y causó daños por valor de unos 1.000 millones de dólares.