Las autoridades informaron que se cree que el tiroteo está relacionado con pandillas, aunque aún no ha sido detenido ningún sospechoso.
Chicago police department
© Facebook / Chicago Police Department / Sputnik
Jaslyn Adams, una niña de 7 años, fue declarada muerta el pasado domingo luego de recibir varios disparos en el 'drive-thru' de un McDonald's en el vecindario Homan Square de la ciudad estadounidense de Chicago, informa el Chicago Sun-Times.

De acuerdo con un empleado de McDonald's que pidió no ser identificado, dos personas salieron de un auto gris en el 'drive-thru' y comenzaron a disparar contra el coche en el que se encontraban la pequeña y su padre de 28 años, Jontae Adams.

Agentes de la Policía trasladaron a las víctimas al hospital más cercano, pero ya era demasiado tarde para salvar la vida de Jaslyn. Su padre, aunque se encuentra en estado grave, sobrevivió.


Las autoridades informaron que se cree que el tiroteo está relacionado con pandillas. Aún no ha sido detenido ningún sospechoso y ya hay una investigación en curso.

Por su parte, Marvin Edwards, presidente de 100 Men Standing (un grupo que aboga contra la violencia armada), alentó a cualquier persona con información relacionada con el tiroteo a que la comuniquen.

"Estamos hartos de esto. No tiene ningún maldito sentido", dijo Edwards. "Quien apretó el gatillo contra esta joven y le quitó la vida (...) quienquiera que albergue a estas personas, entréguese (...) La familia está pasando por un infierno en este momento debido a los actos de algunos descerebrados".