Hasta el momento, el Gobierno turco ha evacuado de sus hogares a más de 2.700 personas y ya ha puesto en marcha un programa de emergencia para atender a los damnificados.
kastamonu turquia inundaciones
© Mehmet Emin Caliskan
Edificios derrumbados por las inundaciones repentinas en la región turca del mar Negro, en la ciudad de Bozkurt, provincia de Kastamonu. 14 de agosto de 2021.
Las graves inundaciones causadas por las fuertes lluvias que han azotado la costa turca del mar Negro desde el miércoles pasado, afectando principalmente las provincias de Bartin, Kastamonu y Sinop, han dejado hasta el momento un saldo de 58 muertos, ocho heridos y varios desaparecidos, de acuerdo al último reporte emitido por la Presidencia de Gestión de Desastres y Emergencias de Tuquía.


Las torrenciales lluvias e inundaciones han causado graves daños materiales en las zonas afectadas, incluido el derribamiento de casas y edificios particulares, así como de vías de comunicación, como carreteras y puentes, por lo que el Gobierno turco ha puesto en marcha un programa de asistencia de emergencia para ayudar a la población damnificada.



Hasta el momento, más de 2.300 personas han sido evacuadas de sus residencias en las tres provincias que se han visto perjudicadas. En su mayoría, los damnificados han sido trasladas a los albergues temporales que el Gobierno ha dispuesto, en donde las personas afectadas ya reciben atención psicológica.


Del mismo modo, el Estado ha desplegado en la región inundada miles de efectivos, un helicóptero y diversos vehículos, así como maquinaria de construcción y demás equipo necesario para llevar a cabo las operaciones de búsqueda y rescate de personas desaparecidas en la región inundada.