Traducido por el equipo de Sott.net

Una persona ha desaparecido y varias han resultado heridas tras las fuertes lluvias que han provocado inundaciones y corrimientos de tierra en la región peruana de Cusco, incluida la ciudad turística de Aguas Calientes, cercana al sitio de Machu Picchu, declarado Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO.
Flood damage in Machu Picchu, Peru, January 2022.
© Municipalidad Distrital de Machupicchu
Daños por inundación en Machu Picchu, Perú, enero de 2022.
El río Alcamayo se desbordó a primera hora del 21 de enero tras las fuertes lluvias de la noche, enviando un torrente de lodo, piedras y escombros por las calles de Aguas Calientes.

Hasta el 24 de enero, se informó de que había una persona desaparecida, cuatro heridas y cinco desplazadas. Cinco edificios y un puente fueron destruidos. También resultaron dañados otros edificios, puentes y tramos de carretera y de vía férrea. Se suspendieron temporalmente las operaciones ferroviarias en la zona. Un equipo de 120 personas, compuesto por militares, policías, bomberos y voluntarios locales, siguió buscando a la persona desaparecida.


En el resto de la región, las autoridades informaron de que la crecida del río Vilcanota (también conocido como río Urubamba) había inundado la localidad de Marangani, en el distrito de Marangani, el 22 de enero, causando daños en unas 6 viviendas y afectando a 24 personas.

El 23 de enero, el Servicio Nacional de Meteorología e Hidrología del Perú (SENHAMI) emitió una alerta roja por el alto nivel del río Vilcanota, con posibles inundaciones en los distritos de Pisac, Calca, Urubamba y Ollantaytambo.

Flood damage in Machu Picchu, Peru, January 2022.
© Municipalidad Distrital de Machupicchu
Daños por inundación en Machu Picchu, Perú, enero de 2022.