Comentario: Y no se trata sólo de esta red de prostitución de niños tutelados en Álava que menciona el siguiente artículo, recuerden la fiscal jefe de Sevilla encubriendo otra red de tráfico de menores con niños tutelados también por el Estado español, o los menores tutelados por la Generalitat de Cataluña explotados por una red de pornografía infantil, o las niñas de la red de prostitución de Gran Canarias que también estaban tuteladas por el Estado, o el trágico caso de los niños tutelados de la comunidad valenciana denunciado por El Triangle:
"Una trama internacional de pederastas que operó, durante años, en la provincia de Castellón y que, a pesar de las numerosas denuncias y testigos de cargo, la justicia nunca quiso desmantelar." Otros medios como La república también informaron en su momento. El resto guardaron silencio.
De vez en cuando, se detiene a algún político de poca monta por abusar sexualmente de menores, y esa es toda la justicia que podemos conseguir ante esta lacra de niños desaparecidos o abusados sexualmente en España.

Y luego tenemos la larga lista de castigos físicos, malos tratos, extrañas muertes y suicidios en centros de menores de toda España.

Un auténtico horror, y el silencio de los ciudadanos españoles ante estos crímenes de lesa humanidad contra sus propios hijos, les convierte en cómplices indirectos de esta élite de pederastas que es quien gobierna realmente en España.


(España) - Un juez intenta silenciar la información sobre menores tutelados por la diputación de Álava que se prostituían.
'El Correo', 'El Diario Vasco' y el periódico digital 'El Español' desvelaron la existencia de una red de prostitución en centros de acogida de la Diputación de Álava. El Tribunal Superior de Justicia del País Vasco (TSJPV), presidido por Juan Luis Ibarra, anunció ayer el inicio de un procedimiento en la Audiencia de Álava para que se investigue la «posible revelación de secretos sumariales» que se hayan podido producir en las informaciones publicadas por 'El Correo', 'El Diario Vasco' y el periódico digital 'El Español' sobre la existencia de una red de prostitución de menores en centros de acogida de la Diputación de Álava.

Acallar a la prensa

La apertura de este expediente supone un intento de silenciar la investigación periodística sobre cómo fue posible que se crease esta red de adolescentes a cargo de la entidad foral alavesa -que cobraban a cambio de sexo en algunas ocasiones-, tras haber utilizado los propios ordenadores del centro en el que estaban alojados para concertar las citas con sus clientes. Una persona -un psicólogo clínico especializado en atender a jóvenes- ya ha ingresado en prisión por esta causa.

Según un comunicado oficial del Tribunal Superior de Justicia, el juez decano de la Audiencia alavesa, José Luis Núnez Corral, ha sido quien ha solicitado la apertura de un «expediante gubernativo» tras haber leído las informaciones publicadas. El juez, en su acuerdo, se dirige al Juzgado de Instrucción número 2 de Vitoria -donde se está investigando el caso-, y le pide que «proceda si entiende que los datos divulgados, revelación de secreto de sumario o, en su caso, datos filtrados a la prensa, pudieran ser constitutivos de infracción penal». El responsable judicial cita como leyes que han podido ser vulneradas el Código Penal, la Ley de Enjuiciamiento Criminal y el Estatuto de la Víctima.