Bienvenido a Sott.net
mar, 24 ene 2017
El Mundo para la Gente que Piensa

Salud y Bienestar
Mapa

Health

DSM-5: un instrumento de poder corporativo sin credibilidad científica que va contra la ética y el sentido común

En su imprescindible texto "Anatomía de una epidemia: píldoras mágicas, medicamentos psiquiátricos y el increíble crecimiento de la enfermedad mental en América", Robert Whitaker describe al DSM como el instrumento fundamental del complejo médico-industrial que procuró la aparición, de lo que el autor denomina, la ideología de la psiquiatría biológica
La psiquiatría como especialidad se encontraba en franca decadencia a finales de los años 70, en EE.UU, debido a varios factores.

El primero de ellos fue la aparición del movimiento denominado anti-psiquiatría, cuyo máximo representante era el profesor de la Univesidad Estatal de Nueva York, Thomas Szasz y su libro "El mito de la enfermedad mental". En este libro, Szasz defendía que las enfermedades psiquiátricas no eran problemas médicos sino etiquetas aplicadas a personas con problemas existenciales o simplemente no adaptadas a las normas sociales convencionales; los psiquiatras tenían más que ver, decía el autor, con los sacerdotes o la policía que con los médicos.

El movimiento de la anti-psiquiatría contó con el apoyo de intelectuales comoFoucault que denunciaban que esta disciplina médica era en realidad un instrumento de control social; la enfermedad mental sería, desde este punto de vista, una "sana" reacción contra una sociedad enferma y opresiva. Es la visión que se popularizó con la película "Alguien voló sobre el nido del cuco" que ganó varios Oscar en 1975.

Comentario: Para más información, lea: Medicamentos psiquiátricos: un asalto a la Condición Humana.


Pills

Medicamentos psiquiátricos: un asalto a la Condición Humana (Parte III)


Comentario: Esta es la continuación de una entrevista hecha por The Street Spirit al periodista de investigación Robert Whitaker, publicada en el blog Noticias de abajo. Lea la primera parte AQUÍ y la segunda parte AQUÍ.


© Desconocido
El periodista de investigación Robert Whitaker, autor de La locura en Estados Unidos, ha llevado a cabo una investigación de cómo los medicamentos psiquiátricos producidos por la Industria Farmacéutica están poniendo en peligro a los ciudadanos al encubrir el sufrimiento, la angustia y las enfermedades causadas por la gran cantidad de estos medicamentos antidepresivos y antipsicóticos que se prescriben.

Whitaker expone las enormes mentiras y los encubrimientos que ha permitido corromper el proceso de revisión de los medicamentos por parte de Administración de Alimentos y Medicamentos (FDA), la manipulación de estudios de investigación, que dando la vuelta a los resultados han ocultado los graves peligros e incluso mortales efectos secundarios. Se refiere a medicamentos tales como el Prozac, Zoloft, Paxil y Zyprexa.

SS:
En vista del fracaso de la FDA para advertirnos de los peligros del Prozac, ¿por qué esa inoperancia en los recientes casos de suicidios de jóvenes que fueron tratados con antidepresivos como Paxil? ¿No actuaron mucho mejor las autoridades de salud mental de Inglaterra que su contraparte estadounidense al advertir de los impulsos suicidas cuando se administran antidepresivos a los jóvenes?

RW: Sí, se trata de una histiria trágica. Se trata también de un historia sórdida. Veamos qué pasó con estos jóvenes y los antidepresivos. El Prozac llega al mercado en 1987. A comienzos de 1990 las Empresas Farmacéuticas que fabricaban estos fármacos se preguntaron: ¿Cómo podemos ampliar el mercado de los antidepresivos? Porque esto es precisamente lo que quieren hacen las Empresas Farmacéuticas, llegar al mayor número de personas. Vieron que tenían un mercado sin explotar en los jóvenes. Así que empezó el tráfico de fármacos entre los adolescentes. Y tuvieron éxito. Desde 1990, el uso de antidepresivos entre los adolescentes subió algo así como 7 veces. Su prescripción se inició de cualquier manera.

Ahora bien, los ensayos en los jóvenes con los antidepresivos demostraron no ser más eficientes que un placebo. Esto lo pudieron comprobar una y otra vez en los ensayos clínicos que se realizaron. Por lo tanto, esto habla de que no hay una verdadera razón terapéutica para emplearlos en los adolescentes, ya que estos fármacos ni siquiera frenan los síntomas a corto plazo mejor que el placebo, y sin embargo están causando muchos efectos adversos.

Comentario: Recomendamos leer también:


Health

¿Conoce usted el síndrome de Diógenes?

Diógenes fue un filósofo del siglo IV a.C. quién fundó la «'corriente cínica»' y se le conocía por su desprecio por las convenciones sociales. Siendo consecuente con este pensamiento, Diógenes adoptó un estilo de vida que se caracterizó por su austeridad y por el abandono de su aspecto físico. Se le representa dentro de un tonel, semidesnudo con su pelo largo y desastrado. Sin ganas de vivir y realmente los ancianos aquejados por el síndrome de Diógenes, viven así, como Diógenes en el aislamiento y la incuria.


Diógenes por Jean-Léon Gérôme / 1860

Comentario: Se podría decir que este síndrome es simbólico de esta sociedad de consumo y acumulación de objetos para paliar un sentimiento de vacio total. Por supuesto los pacientes y enfermos de este síntoma lo viven al extremo.


Cell Phone

Investigadores sostienen que las pantallas son "heroína digital" para los jóvenes

© Desconocido
Al parecer pasar mucho tiempo frente a las pantallas de la tecnología digital tiene efectos similares a ciertas drogas "duras".

No hay duda de que uno de los problemas de salud más grandes que enfrentará el mundo en las próximas décadas es el abuso de la tecnología digital. Según ciertos investigadores el Internet, los videojuegos, los constantes mensajes de los smartphones y próximamente la realidad virtual son un arsenal de estímulos que pueden comprarase con drogas "duras". Esto en tanto que estimulan nuestras áreas neurales de recompensa (el circuito de dopamina), como las drogas, pero también porque al igual que algunas drogas proveen una especie de entretenimiento inmersivo que puede ser adictivo.

De acuerdo con el doctor Nicholas Kardaras, director de una importante clínica de rehabilitación en Estados Unidos y profesor de medicina en el centro Stony Brook Medicine, el 'tiempo de pantalla' esta correlacionado con comportamientos adictivos entre los niños y adolescentes y esta adicción no es más fácil de tratar que la misma heroína. Kardaras es el autor de un nuevo libro, Glow Kids, en el que analiza este preocupante fenómeno.

Comentario: Recomendamos leer también:


Pills

Medicamentos psiquiátricos: un asalto a la Condición Humana (Parte II)


Comentario: Esta es la continuación de una entrevista hecha por The Street Spirit al periodista de investigación Robert Whitaker, publicada en el blog Noticias de abajo. Lea la primera parte AQUÍ.


© Desconocido
El periodista de investigación Robert Whitaker, autor de La locura en Estados Unidos, ha llevado a cabo una investigación de cómo los medicamentos psiquiátricos producidos por la Industria Farmacéutica están poniendo en peligro a los ciudadanos al encubrir el sufrimiento, la angustia y las enfermedades causadas por la gran cantidad de estos medicamentos antidepresivos y antipsicóticos que se prescriben.

Whitaker expone las enormes mentiras y los encubrimientos que ha permitido corromper el proceso de revisión de los medicamentos por parte de Administración de Alimentos y Medicamentos (FDA), la manipulación de estudios de investigación, que dando la vuelta a los resultados han ocultado los graves peligros e incluso mortales efectos secundarios. Se refiere a medicamentos tales como el Prozac, Zoloft, Paxil y Zyprexa.
SS: La Psiquiatría moderna afirma que estos fármacos psiquiátricos normalizan la anormal química del cerebro. ¿Hay alguna evidencia que respalde esta afirmación de que una química anormal del cerebro sea la culpable de la esquizofrenia y de la depresión?

RW: Este es un asunto clave que todos debemos entender. Es la respuesta a este misterio: por qué estos fármacos tienen un efecto negativo a largo plazo. Comencemos por la esquizofrenia. Su hipótesis es que estos fármacos funcionan mediante la corrección de un desequilibrio de la dopamina, un neurotransmisor del cerebro.

La teoría dice que en las personas esquizofrénicas hay un exceso de dopamina, y estos medicamentos bloquean la dopamina en el cerebro, resolviendo el desequilibrio químico. Por lo tanto, si recurrimos a una metáfora, sería como la insulina en el caso de la diabetes, ajustando una anormalidad. Con los antidepresivos, la teoría es que las personas con depresión tienen unos niveles muy bajos de serotonina: los medicamentos suben esos niveles de serotonina en el cerebro y por lo tanto equilibran la química del cerebro.

En primer lugar hay que decir que todas estas teorías no han surgido de unas investigaciones que traten de saber qué es lo que realmente le pasa a la gente. Más bien, descubrirían que los antipsicóticos bloquean la dopamina y por lo tanto dedujeron que estas personas tenían un sistema de la dopamina muy activo. Lo mismo pasa con los antidepresivos. Vieron que los antidepresivos subían los niveles de serotonina, por lo tanto dedujeron que las personas con depresión tienen unos bajos niveles de serotonina.

Y aquí algo que todos deberíamos saber y la Psiquiatría debiera reconocer: que nunca han sido capaces de encontrar personas con esquizofrenia que tengan un sistema de la dopamina hiperactivo; nunca han sido capaces de encontrar que las personas con depresión tengan un sistema de la serotonina escasamente activo. Nunca se han encontrado pruebas consistentes de que cualquiera de estos trastornos estén asociados con desequilibrios químicos en el cerebro. Eso de que las personas con trastornos mentales presentan desequilibrios químicos es una mentira. No sabemos por qué. Esa teoría lo único que hace es ayudar a vender más fármacos y a vender un modelo biológico de los trastornos mentales.

Pills

Medicamentos psiquiátricos: un asalto a la Condición Humana (Parte I)

© Desconocido
Traducción tomada del blog Noticias de abajo.

El periodista de investigación Robert Whitaker, autor de La locura en Estados Unidos, ha llevado a cabo una investigación de cómo los medicamentos psiquiátricos producidos por la Industria Farmacéutica están poniendo en peligro a los ciudadanos al encubrir el sufrimiento, la angustia y las enfermedades causadas por la gran cantidad de estos medicamentos antidepresivos y antipsicóticos que se prescriben
.

Whitaker expone las enormes mentiras y los encubrimientos que ha permitido corromper el proceso de revisión de los medicamentos por parte de Administración de Alimentos y Medicamentos (FDA), la manipulación de estudios de investigación, que dando la vuelta a los resultados han ocultado los graves peligros e incluso mortales efectos secundarios. Se refiere a medicamentos tales como el Prozac, Zoloft, Paxil y Zyprexa.

La situación se vuelve aún más alarmante cuando nos damos cuenta de las agresivas tácticas empleadas por la Empresas Farmacéuticas para silenciar a sus críticos y difamarles en la prensa, e incluso despedir a reconocidos científicos por haberse atrevido a señalar los peligros y los riesgos, tales como suicidio o muertes prematuras, causados por estos medicamentos.

Whitaker comienza desacreditando la eficacia de la enorme cantidad de medicamentos que se administran, antidepresivos como el Prozac, Zoloft y Paxil, y los nuevos fármacos antipsicóticos, como Zyprexa. Su investigación le ha llevado a descubrir que a veces estos medicamentos no son más efectivos que los placebos utilizados en los trastornos mentales y las depresiones, a pesar de lo que diga la publicidad que tanto se reitera en los medios de comunicación.

Es más, hace una sorprendente afirmación: que estos nuevos fármacos psiquiátricos han contribuido directamente a una nueva epidemia de enfermedades mentales inducidas por dichos fármacos. Los mismos fármacos prescritos por los médicos para tratar los trastornos mentales estarían induciendo de hecho cambios patológicos en la química del cerebro y podría ser la causa de suicidios, episodios maníacos y psicóticos, convulsiones, violencia, diabetes, insuficiencia pancreática, enfermedades metabólicas y muerte prematura.

Comentario: Recomendamos leer también:


Brain

La inmunoterapia cura también el cáncer del cerebro

Investigadores norteamericanos han demostrado por primera vez la eficacia de la inmunoterapia en el tratamiento del cáncer de cerebro. Han reeducado células inmunológicas de un paciente y las han introducido en el cerebro consiguiendo la total remisión del tumor. Un año después sigue con vida, a pesar de que le quedaban sólo unas semanas.
© DarkoStojanovic
Gracias a la inmunoterapia, un paciente que padece un cáncer cerebral expansivo sigue con vida un año después del diagnóstico, lo que certifica la eficacia de esta técnica ante tumores sólidos.

Comentario: Así mismo puede ver también:


Biohazard

Gobierno de Chile detecta brote de influenza aviar en pavos

SANTIAGO (Sputnik) — El Servicio Agrícola Ganadero (SAG) de Chile confirmó la existencia de "influenza aviar" en un criadero de pavos perteneciente a la empresa chilena Agrosuper, en el sector de Quilpué, región de Valparaíso (centro).

"Se activaron inmediatamente los protocolos existentes (...) para eliminar el foco y erradicar esta enfermedad exótica para Chile, que podría afectar a otras especies presentes en el territorio nacional, tanto silvestres como domésticas", afirmó el SAG a través de un comunicado.
© Flickr/ Dave Herholz

Hearts

Los veinte mejores consejos de salud del 2016

De nuevo, nos encontramos en ese momento—es el momento de darle la bienvenida a un nuevo año y empezar de nuevo nuestro continuo viaje hacia una vida más sana y feliz.
Ya que estamos próximos a cumplir nuestro 20 aniversario en 2017, he seleccionado los 20 consejos de mis 20 artículos más populares del 2016.

Comentario: El artículo anterior muestra algunas de las mejores opciones que tenemos para dirigirnos hacia un estado de salud óptimo, no simplemente como resolución de Año Nuevo, sino como un cambio de vida. También quisieramos agregar aquí la práctica de Éiriu Eólas, que ayuda a combatir el estrés, la ansiedad, la inflamación en el cuerpo, y todo esto por medio de la estimulación del nervio vago.




Syringe

La vacuna contra el VPH está relacionada con el trastorno del sistema nervioso y la autoinmunidad

A finales del 2013, la vacuna contra el Virus del Papiloma Humano (HPV, por sus siglas en inglés) Gardasil, había generado que el gobierno de los Estados Unidos tuviera cerca de 30 000 informes de reacciones adversas, incluyendo 140 muertes.1

© iStock
Probablemente, esta es una grave subestimación, ya que, a pesar de que existe una ley federal aprobada desde 1986 (Ley Nacional de Lesiones Infantiles por Vacunas) que ordena que los médicos y otros proveedores de vacunas reporten los serios problemas de salud o muertes que ocurran después de la vacunación al Sistema Nacional Para Reportar Reacciones Adversas a las Vacunas (VAERS, por sus siglas en inglés), no hay sanciones legales por no hacerlo.

Esto significa que los Estados Unidos utilizan un sistema de notificación pasiva, donde la gran mayoría de las reacciones a las vacunas nunca son informadas. Por ejemplo, cuando los médicos informan las reacciones causadas por la vacuna Gardasil, la mayoría de ellos no envían el informe a VAERS, sino que hacen los reportes directamente con Merck (el fabricante de la vacuna).2

Los problemas de salud asociados con la vacuna Gardasil incluyen los trastornos neurodegenerativos inflamatorios mediados por el sistema inmunológico, lo que sugiere que algo causa que el sistema inmunológico reaccione de manera destructiva—y a veces de forma fatal.

Recientemente, la experimentada periodista Katie Couric les otorgo un tiempo de emisión a dos madres cuyas hijas repentinamente presentaron un deterioró en su salud después de suministrárseles la vacuna de Gardasil, lo que provocó una inadecuada campaña de desprestigio en contra de ella.

Lo que debería haber hecho era fomentar aún más un debate abierto y honesto sobre la seguridad de esta vacuna, la cual parece ser sumamente cuestionable.

La verdad es que, cada vez se acumula una mayor cantidad de documentación médica que demuestra que la vacuna contra el VPH está relacionada con trastornos nerviosos y del sistema inmunológico, que se presentan en algunas mujeres y jovencitas.

Si es un padre o una persona joven que fue alentada a suministrarle esta vacuna a su hijo o a recibirla, merece saber lo que en realidad demuestra la investigación.

Comentario: Recomendamos leer también: