Rusia denuncia que Estados Unidos financia los costos operativos de los grupos armados que luchan contra el Gobierno del presidente de Siria, Bashar al-Asad.

general ruso Russian Mikhail Mezentsev

El coronel general ruso Mikhail Mezentsev, director del Centro de Gestión de la Defensa Nacional (NDCC, por sus siglas en ruso).
El coronel general ruso Mikhail Mezentsev, director del Centro de Gestión de la Defensa Nacional (NDCC, por sus siglas en ruso), puso de relieve el miércoles que Estados Unidos cubre los gastos producidos por las operaciones de los grupos armados y extremistas activos en Siria.

Según el militar ruso, esta financiación se realiza disfrazada de ayudas humanitarias que, Estados Unidos defiende, está destinada a aliviar el dolor y las durezas que sufren los civiles sirios.

En específico, aseguró que parte del presupuesto que Washington destina para sus acciones en Siria se gasta en las operaciones de los llamados "cascos blancos", como la escenificación de ataques químicos del Gobierno de Damasco contra civiles sirios.

Mezentsev también acusó a Washington y a sus aliados regionales y occidentales de tratar por todos los medios que no se normalice la situación en Siria y continúe la desestabilización en este país árabe.

De igual modo, el mando castrense ruso rechazó la presencia militar de Estados Unidos en Siria y la catalogó de ilegal, puesto que, recordó, no cuenta con la autorización del Gobierno del presidente Bashar al-Asad.

Consideró que no tiene sentido que las fuerzas estadounidenses sigan en el territorio sirio, dado que las fuerzas sirias, junto con los asesores y militares de países como Rusia e Irán, convocados por Damasco, tienen la capacidad suficiente para afrontar cualquier amenaza terrorista.

Rusia, un país que ha desempeñado un rol destacado en la lucha antiterrorista en Siria, denuncia con frecuencia el apoyo de Washington a los grupos armados y terroristas en el territorio sirio y sus esfuerzos para impedir la total erradicación del terrorismo en este país árabe.